La responsabilidad social es un sistema innovador de gestión de las empresas y organizaciones que se orienta a incrementar la competitividad de estas, así como el fomento del desarrollo sostenible y la justicia social.

La Comisión Europea, en el LIBRO VERDE. Fomentar un marco europeo para la responsabilidad social de las empresas, definió la responsabilidad social como la integración voluntaria, por parte de las empresas, de las preocupaciones sociales y medioambientales en sus operaciones comerciales y sus relaciones con sus interlocutores. Debe entenderse desde la diversidad de los distintos ámbitos materiales en los que incide. Abarca, entre otros aspectos:

  • los derechos humanos,
  • el comercio justo,
  • las prácticas de trabajo y de empleo óptimas (formación, diversidad, igualdad de género, salud y bienestar de trabajadores),
  • la sostenibilidad ambiental (protección de la biodiversidad, lucha contra el cambio climático, uso eficiente de los recursos naturales y la energía, evaluación del ciclo de vida y prevención de la contaminación),
  • la transparencia y
  • la lucha contra la corrupción y el soborno.

El pasado mes de julio, se aprobó la Ley 18/2018, de 13 de julio, de la Generalitat, para el fomento de la responsabilidad social (DOGV 16 de julio de 2018). El objetivo de esta ley es regular el compromiso de las administraciones públicas de la Comunitat Valenciana de integrar plenamente en sus políticas y acciones el concepto de responsabilidad social, en el ámbito social, ambiental y económico.

El fin perseguido con esta iniciativa legislativa es favorecer el desarrollo de las prácticas socialmente responsables en las administraciones públicas y en las organizaciones públicas y privadas, con el fin de que constituyan el motor que guíe la transformación de la Comunitat Valenciana hacia una sociedad más sostenible y cohesionada y una economía más competitiva.

La ley está estructurada en 4 títulos:

  1. El título I hace referencia al fomento de la responsabilidad social, que supone un cumplimiento voluntario más allá de las obligaciones legales y convencionales existentes, en sus diversos ámbitos: educativo, formativo, en el empleo, políticas inclusivas y de accesibilidad universal, protección ambiental y fomento del consumo responsable y sostenible.
  2. El título II se refiere a la responsabilidad social en el ámbito de la administración pública valenciana y en su sector público.
  3. El título III regula la responsabilidad social en las entidades y empresas, para clarificar lo que se entiende por entidades valencianas socialmente responsables. Obtendrán dicha calificación aquellas que destaquen en la asunción de los valores ínsitos de la responsabilidad social y constituyan un vehículo de productividad, sostenibilidad y cohesión social.

La verificación de la responsabilidad social se llevará a cabo mediante auditorias sociales externas, por parte de organismos independientes especializados en auditorias, certificación o normalización de calidad.

Ivac-Instituto de Certificación ofrece estos servicios a aquellas entidades que puedan estar interesadas en obtener esta calificación. Puede pedirnos presupuesto sin compromiso.